CARGANDO

Follow me

Cacería
junio 19, 2015|Relatos Cortos

Cacería

Cacería

El plan resultó de maravilla y como estaba previsto, hoy fue mi primera cacería. Por suerte tenía todo el equipo listo para la aventura, a las primeras horas de la mañana tomé mi rifle, y me prepares para salir de cacería de dinosaurios. Sin embargo, el plan era cazar aves, pienso que una escopeta de aire fuese suficiente. Hasta que encontré a mis compañeros, ese instante noté que el plan era matar a cualquier animal salvaje por deporte.

Una vez que llegamos al bosque lo vi pasar, un ave de colores volando sobre mi cabeza. Era majestuosa, simplemente deslumbrante, para mi sorpresa se detuvo en un árbol a la distancia, su trinar fue una melodía que hizo a todas los animales detenerse para apreciar. Pensé en la cantidad de esfuerzo que se requiere para tener tanto talento, alcanzar un nivel tan alto de maestría de su instrumento.

Sin embargo, el sonido de un disparo fue el fin de la melodía. Y, como si este fuese una orden, todos empezaron a buscar aves escondías, la misión era simple, una competencia por alcanzar la mayor cantidad de números. Lo más curioso fue verlas desaparecer, esta no era la primera vez que escuchaban el sonido de un arma, ella sabían que sus vidas estaban en peligro. La naturaleza notó que éramos sus enemigos, y todos los seres a nuestro alrededor empezaron a huir. Todo para conseguir un trofeo y clavarlo en una pared.

Los vi moverse entre arbustos, buscando algún ser desapercibido para lanzar una munición desde una distancia segura. Me asombré al notar lo audaces que eran para perseguir a su presa, era una pelea injusta, los seguí mientras ellos querían terminar la existencia de todo a su paso.

Luego del tercer disparo fallido lo volví a ver, esa ave majestuosa estaba a punto de emprender el vuelo. Sin embargo, esta vez fue diferente, ellos también lo tenían en la mira. Era un blanco demasiado fácil, grande y lleno de colores. No podía continuar con la vida sin volver a escuchar su trinar.

Levanté el rifle y verifiqué que esté listo para disparar. Debía actuar lo antes posible, no había otra alternativa, así que apunté. Antes de tirar del gatillo pensé en lo que estaba por hacer, pero era preferible que sea yo el primero en disparar, después de todo, no hacer nada es igual a ser cómplice. Y disparé.

El primero de mis compañeros de cacería cayó ese instante, los demás fueron un poco más difíciles de cazar. Cubrí mi cuerpo de lodo para perseguirlos, ellos no sabían que estábamos en un callejón sin salida. Por horas caminé tras ellos. Sin embargo, y para mi sorpresa, todo el tiempo que duró la cacería fui acompañando por el trinar de todas las aves a mi alrededor. Fue tan hermoso que debo planificar otra masacre.

Esta no solo fue mi primera cacería, también fue un día lleno de recuerdos inolvidables. Finalmente me siento listo para morir satisfecho.

Como ráfaga de viento pasó por mi vida llevando todo lo que no alcancé a sujetar con fuerza; siguiendo su naturaleza desaparecer y dejó todo en silencio. Sus abrazos los recuerdo con cada suave brisa sobre mi piel; trato de imaginar su rostro pero el tiempo le dio por desvanecer su recuerdo.

Si tan solo entonces hubiese aprendido a disfrutar de alguien que no fueras tú; quizá ahora no estaría buscando lo inalcanzable como un cazador que desconoce el rumbo. Rompí mis alas por buscarte, esperando que regreses y vuelvas a cuidarlas; siempre supe que mi única estrategia sería esperar que algún día necesitarás de mí.

Nada pudo llenar mi corazón de alegría como escuchar tu voz a la distancia; espero esta vez no vuelvas a levantar el vuelo, tan pronto.

un comentario
Compartir

Sebastián Iturralde

Autor de relatos cortos, y novelista en desarrollo.

un comentario

  • julio 29, 2019 at 5:30 pm

    Buen día para el equilibrio planetario 🤣🤣🤣

  • ¿Qué te tal te pareció?

    Mensaje del Autor
    Este relato corto fue escrito con toda mi capacidad creativa, y quizá tenga algún error intencional para que logres vivir mi sufrimiento.
    Entradas Relacionadas
    A %d blogueros les gusta esto: